• Marsella será el rival del Atlético de Madrid en final de Europa League

    Salzburgo, Austria. AFP.- El Marsella, pese a su victoria 2-0 de la ida, sufrió muchísimo hasta poder eliminar al Salzburgo en los últimos instantes de la prórroga (2-1), este jueves en la vuelta de semifinales de la Europa League, con lo cual será el rival del Atlético de Madrid en la final del 16 de mayo en Lyon.

    Cuando el duelo parecía irse a la tanda de penales, el caboverdiano nacionalizado portugués Rolando firmó en el 116 el gol que clasificó a los franceses, después de que los austríacos forzaran los 30 minutos suplementarios con una diana del francés Amadou Haidara (53) y un tanto en contra de Bouna Sarra (65).

    El Marsella, ganador de la Liga de Campeones en 1993, jugará la quinta final europea de su historia y aspira a conquistar su primera Europa League, después de haber perdido las dos finales que disputó en el pasado en esta competición, en 1999 y 2004, cuando el torneo se conocía por su anterior denominación, Copa de la UEFA.

    Además del título, el Marsella tendría la posibilidad de llevarse una plaza para jugar la próxima edición de la Champions, un objetivo por el que está peleando en la Ligue 1 y que a falta de tres jornadas no tiene en la mano, ya que es cuarto a un punto de la tercera posición y para conseguirlo por esa vía debería quedar dentro del podio.

    Será por lo tanto mucho lo que el equipo de Rudi Garcia tendrá en juego el 16 de mayo en el césped del estadio del Lyon, un equipo con el que mantiene además una importante rivalidad y cuya cercanía, algo más de 300 kilómetros, hace prever una oleada de hinchas marselleses.

    Fuente: La Nacion.com

  • El Atlético de Madrid se mete en la final de Europa League

    Madrid, España. AFP.- El Atlético de Madrid se clasificó este jueves para la final de la Europa League al ganar como local por 1-0 al Arsenal en la vuelta de las semifinales del torneo continental, después de haber empatado (1-1) en la ida en Londres.

    Diego Costa ganó un mano a mano con el meta David Ospina para hacer el 1-0 (45+2) que rubricaba el pase del Atlético a su primera final de Europa League desde 2012, cuando ganó el trofeo continental.

    El conjunto rojiblanco, que ya ha ganado el trofeo continental precisamente en 2012 y en 2010, se medirá en la final en la ciudad francesa de Lyon al ganador de la otra semifinal que enfrenta al Marsella y al Salzburgo.

    Tras el 1-1 de la ida, el Arsenal, necesitado de gol, dejó claro pronto que quería la pelota frente a un Atlético que buscó sus oportunidades al contragolpe.

    Costa avisó en una internada, que terminó con un disparo al lateral de la red de Ospina (7), mientras el Arsenal llegaba al área contraria para estrellarse en el muro rojiblanco.

    El Atlético estaba presto a salir rápido y tras dos disparos peligrosos de Koke (37) y Antoine Griezmann (38), llegó el tanto de Diego Costa para regocijo del técnico Diego Simeone, que tuvo que ver el partido en la grada tras su expulsión en la ida.

    Un pase en largo de Jan Oblak, acabó con el balón en los pies de Griezmann, que pasó a la izquierda donde estaba solo Diego Costa para meterse en el área y en el mano a mano, picar el balón por encima de Ospina (45+2).

    Tras el descanso, los ‘Gunners’ dieron un paso adelante y empezaron a llegar más buscando las entradas por los lados y las buenas apariciones de Mesut Ozil.

    Arsene Wenger también movió el banquillo metiendo a Henrikh Mkhitaryan por Jack Wilshere, buscando más mordiente.

    Tras un disparo ajustado al palo de Granit Xhaka que detuvo Oblak (62), el recién introducido Mkhitaryan soltó un disparo desde la frontal que se fue alto por poco (72) en la última ocasión clara del Arsenal.

    El último cuarto de hora se convirtió en un intercambio de golpes, pero el marcador ya no se movería.

    Fuente: La Nacion.com

  • UEFA EUROPA LEAGUE – Atlético logra valioso y sufrido empate en Londres ante el Arsenal

    El Atlético Madrid tiró de coraje y corazón este jueves en Londres y, gracias a un gol de Antoine Griezmann en el minuto 81 y a las paradas salvadoras de Jan Oblak, rescató un valioso empate ante el Arsenal (1-1) que lo acerca a la final de la Liga Europa de Lyon.

    El equipo de Diego Simeone, que jugó en inferioridad numérica desde el minuto 11 por la expulsión de Sime Vrsaljko, sufrió, aguantó y resistió un asedio en el Emirates Stadium, pero el ‘Principito’, en la única vez que el Atlético se plantó en campo contrario en la segunda parte, castigó la endeblez defensiva de los ingleses.

    Ni los más optimistas en el norte de Londres esperaban un arranque de partido tan favorable ante el favorito del torneo. Dos entradas tan infantiles como innecesarias, en el minuto 2 y 11, de Vrsaljko le valieron dos rigurosas tarjetas amarillas que lo mandaron al vestuario con el duelo apenas empezado.

    Pero si un equipo es experto en manejarse en este tipo de situaciones y está acostumbrado a sufrir es el Atlético. Los hombres de Simeone, ya sin su técnico en el banquillo -también fue expulsado en los primeros compases por protestar-, y liderados por un Diego Godín sublime y un Oblak salvador, resistieron estoicamente un asedio y consiguieron finalmente minimizar el daño.

    La expulsión del lateral croata cambió el planteamiento de Simeone, que despejó una hora antes del encuentro la duda que carcomía a todos los atléticos y a gran parte de los ‘Gunners’: Diego Costa, todavía renqueante de su lesión en los isquiotibiales, fue suplente de inicio y eran los franceses Griezmann y Gameiro los delanteros elegidos.

    El futbolista hispano-brasileño, viejo conocido por estos lares y temido en toda Inglaterra, tiene al Arsenal entre sus víctimas favoritas: 3 goles en 6 partidos cuando defendía los colores del Chelsea.

    Sin embargo, el 4-4-2 con el que salió de inicio el Atlético se desmoronó muy temprano, el tiempo que tardó Vrsaljko en ser expulsado. Ya si el croata, el equipo madrileño se reorganizó en un 4-4-1, con Thomas de lateral, Griezmann escorado en la izquierda y Gameiro solo arriba.

    Con el Atlético a la defensiva y el Arsenal crecido apareció Oblak. El guardameta esloveno mantuvo a su equipo con vida en la primera mitad con dos paradas salvadoras, primero a remate a bocajarro de Alexander Lacazette y luego tras un disparo de Danny Welbeck, y varias intervenciones de mérito.

    Sufrían los madrileños, encerrados en el área pequeña e incapaces de frenar las subidas de Nacho Monreal desde la izquierda y la movilidad arriba de Özil y de un Lacazette inspirado por la baja del ‘9’ titular, el gabonés Aubameyang, no inscrito en el torneo.

    Sólo Griezmann logró inquietar a David Ospina en los 45 minutos iniciales con un disparo desde la frontal tras una jugada persona de Thomas Partey. Tras esa aproximación (m.33) no hubo más noticias del Atlético en la primera mitad.

    En la segunda parte se mantuvo la tónica de la primera, con el Atlético encerrado, pero cómodo esta vez, y el Arsenal llevando la batuta. Con Oblak y Godín imperiales, los de Simeone defendían bien e incluso intentaban asustar con algún balón largo a la espalda de los centrales a una defensa del Arsenal muy adelantada.

    Golpearon finalmente los ‘Gunners’ pasado el minuto 60 y después de un error garrafal de Griezmann, que intentó sacar el balón desde su área con un caño y acabó perdiéndolo y Wilshere, atento, puso un centro medido desde el costado izquierdo que Lacazette remató ajustado al palo largo de Oblak.

    Tuvieron muchas y claras los de Arsene Wenger, pero ni Welbeck, gafado toda la noche, ni Lacazette, poco acertado tras su gol, consiguieron materializarlas. El ariete francés tuvo el 2-0 con un remate claro de cabeza que se marchó desviado.

    No dejó de creer el Atlético, que tiró de coraje y corazón, y de media ocasión se sacó un gol. Griezmann se resarció de su fallo en el gol de Lacazette y recogió un balón largo de Giménez, le ganó la espalda a Koscielny, aprovechó un resbalón de Mustafi y definió con la puntera ante la salida tímida de Ospina. 1-1 y eliminatoria abierta.

    Todavía hubo tiempo para un nuevo milagro más de Oblak, la peor pesadilla de Lacazette esta noche, y el portero esloveno sacó otra parada más, la enésima salvadora, en un remate a bocajarro del punta francés y consiguió mantener el 1-1 en el marcador que dejó la eliminatoria abierta. El Wanda Metropolitano dictará sentencia la próxima semana.

    Fuente: Ultima Hora.com

  • UEFA EUROPA LEAGUE – El Marsella se acerca a su quinta final europea

    El Olympique de Marsella dio un paso hacia la final de la Europa League, que sería la quinta de su historia en una competición continental, al derrotar en la ida en su estadio (2-0) al Salzburgo, condenado a la remontada en Austria.

    Los marselleses aprovecharon el impulso favorable que rodea al club desde su fastuosa victoria por 5-2 ante el Leipzig en la vuelta de los cuartos de final y, arropados por un público ensordecedor, doblegaron a sus rivales.

    El equipo francés busca su primera final desde 2007, que se jugará en su país, en Lyon.

    El fogoso Florian Thauvin logró a los 16 minutos lo que el Marsella no había conseguido en los dos duelos anteriores en la fase de grupos contra el Salzburgo, abrir la lata de su defensa, una ventaja confirmada a la hora de juego con un tanto de Clinton cuatro minutos después de haber entrado en el campo.

    Fue la apoteosis de un equipo que ha recobrado la fe de la mano del multimillonario estadounidense Frank McCourt, que se mostraba exultante en el palco saludando a su director deportivo, el español Andoni Zubizarreta.

    El Salzburgo, que eliminó al Borussia Dortumund y al Lazio, deberá aferrarse a su condición de revelación para remontar en las faldas de los Alpes el resultado sufrido a orillas del Mediterráneo.

    Su papel no desmereció y no evidenció la inexperiencia que podría suponerse de su joven plantel, que solo sucumbió ante el empuje de un equipo que muestra ante su público un brío desconocido.

    El Velódromo se ha convertido en un fortín en el que, en competición europea, el Marsella no pierde desde que en febrero de 2016 el Athletic de Bilbao se impuso con un soberbio tanto de Aritz Aduriz en dieciseisavos de final de esta misma competición.

    Mucho tiempo ha pasado desde entonces y el Olympique luce ahora otro rostro, un cambio que ha detectado el público de la ciudad francesa con más sabor futbolero, que ha recuperado la fe en su equipo que perdió tras la salida del técnico argentino Marcelo Bielsa en 2015.

    La comunión con el público del equipo que entrena Rudi Garcia se notó en el césped, donde reinó el pie derecho de Dominique Payet, capaz de buscar huecos en una zaga austríaca reputada por su firmeza.

    Encontró uno en el minuto 16, cuando sirvió una falta desde la derecha a la espalda de la defensa, donde Thauvin, con un remate poco ortodoxo y quizá ayudado con una mano, cabeceó a la red.

    El tanto obligó al Salzburgo a adelantar sus líneas y el partido se equilibró.

    Aunque hasta los primeros minutos de la segunda mitad no logró llevar el miedo a las gradas. Primero en el 53 con una internada de Lainer, que reclamó penalti de Maxime Lopez, y, un minuto más tarde, Wolf lo intentó desde la frontal del área y obligó a Pelé a estirarse para evitar el empate.

    Le faltó intensidad y colmillo al equipo del joven técnico alemán Marco Rose, que vio cómo en el minuto 64 la eliminatoria se le complicaba cuando, nada más ingresar en el campo en sustitución de Lopez, el camerunés Clinton Njie, de nuevo servido por Payet, logró el segundo tanto.

    No se arredró el Salzburgo, que pudo acortar distancias 10 minutos más tarde en una combinación entre Ulmer y Gulbrandsen que el atacante noruego culminó con un remate a un poste de la portería de Pelé.

    El portero francés, poco después, tuvo que emplearse a fondo en un par de ocasiones austríacas para mantener una ventaja de oro y el Salzburgo reclamó otro penalti en el tiempo añadido.

    Fuente: Ultima Hora.com

  • UEFA EUROPA LEAGUE – Atlético de Madrid sufre, pero se clasifica a semis

    El Atlético de Madrid logró el objetivo de pasar a las semifinales de la Europa League pese a perder y ofrecer una mala imagen este jueves en Lisboa contra el Sporting de Portugal (1-0), al que había ganado por 2-0 en la ida.

    La primera parte fue un monólogo del Sporting ante un apático Atlético de Madrid sobrepasado por la verticalidad de los lisboetas.

    El primer aviso serio llegó en el minuto 10, tras un córner que botó Bruno Fernandes por la derecha y que remató de forma magistral el uruguayo Coates, que no subió al marcador gracias a una estirada de Oblak ante el asombro de la hinchada de los leones.

    En el primer cuarto de hora, los de Jorge Jesus ya habían tenido tres ocasiones de cabeza, ante un pasivo Atlético de Madrid.

    A pesar de que en el minuto 25 se lesionó Mathieu, que fue sustituido por Petrovic, el Sporting siguió intentándolo y recogió los frutos en el minuto 27, de nuevo tras un centro medido de Bruno Fernandes que remató en el segundo palo el colombiano Fredy Montero (1-0).

    Hasta el final de la primera parte, el Sporting lo siguió intentando y en el minuto 45 la ventaja pudo ser mayor si el joven extremo diestro Gelson Martins hubiera estado acertado tras un buen centro del argentino Acuña por la izquierda que, más que un remate, pareció un despeje.

    A pesar de las importantes bajas del Sporting, los laterales titulares Coentrão y Piccini, el goleador holandés Bas Dost o su motor del centro del campo William Carvalho, los de Alvalade creían en la remontada.

    El único cambio tras el descanso, la entrada de Vrsaljko por el lateral derecho Lucas Hernández.

    En los primeros minutos, el Atlético presionó más arriba y parecía que se haría con las riendas del partido, pero la incertidumbre se volvió a apoderar de los colchoneros tras la lesión en el minuto 50 de Diego Costa, sustituido por Fernando Torres.

    El Sporting seguía a lo suyo, con juego muy directo, y un nuevo córner en el minuto 52 que botó Bruno Fernandes lo remató solo Gelson Martins, que, de nuevo, mandó el esférico a las nubes.

    El primer disparo a puerta de los rojiblancos llegó en el minuto 57, cuando Griezmann intentó un tiro cruzado que atajó Rui Patricio.

    También mostró su mordiente Torres, que lo intentó en el 61 tras un buen desmarque.

    Sin embargo, los dueños de la medular eran el argentino Battaglia y el costarricense Bryan Ruiz, que lograron anular a Koke y a Gabi.

    El Sporting pudo empatar la eliminatoria en el minuto 63 si Montero hubiera disparado bien un balón dentro del área y en el 68 con un disparo lejano de Acuña que sacó Oblak bajo la portería.

    A pesar del empuje sportinguista, Griezmann tuvo en sus botas el pase a semifinales con un mano a mano ante el portero titular de la selección de Portugal, Rui Patricio, que hizo una parada providencial.

    Un minuto y medio más tarde, el francés volvió a tener el gol en otro mano a mano y, de nuevo, volvió a perdonar, recordando aquellos momentos de la final de la Eurocopa de Francia en los que Griezmann no pudo batir a Rui Patricio.

    En los últimos minutos, el Atlético acabó pidiendo la hora ante un Sporting que no dejó de colgar balones al área rojiblanca.

    Mala imagen del Atlético de Madrid ante un Sporting de Portugal que este jueves fue superior, aunque logró el objetivo y se metió en las semifinales de la Liga Europa.

    Fuente: Ultima Hora.com