• Los Heat acaban con racha triunfal de Celtics

    HOUSTON. La marcha ganadora de dieciséis partidos consecutivos de los Celtics de Boston llegó a su final al caer derrotados frente a los Heat de Miami en la pasada jornada de la NBA.

     
    Mientras que el base Russell Westbrook volvió a brillar en su juego individual y esta vez también pudo disfrutar del triunfo con los Thunder de Oklahoma City y además vengarse de su excompañero Kevin Durant, ahora con los Warriors de Golden State.

    El base esloveno Goran Dragic aportó 29 puntos como líder del ataque de los Heat, que sumaron su quinto triunfo en los últimos 10 partidos sorprendiendo a los líderes Celtics al derrotarlos 104-98 y romperles una racha de 16 victorias consecutivas.

    Los Heat, que siguen con marca perdedora de 8-9 en lo que va de campeonato, y con 4-5 en partidos celebrados en su campo, marchan en el penúltimo lugar de la División Sureste.

    Los Celtics (16-3), que controlan la Conferencia Este y la División Atlántico, no había perdido desde el 18 de octubre, cuando fueron superados 100-108 por los Bucks de Milwaukee.

    En esa racha triunfal ya habían superado a los Heat con marcador de 96-90, pero esta vez en la revancha el equipo de Miami fue superior.

    El base Kyrie Irving logró 23 puntos como líder del ataque del equipo de Boston, fue apoyado por el alero novato Jayson Tatum, que encestó 18, mientras que el alero Jaylen Brown y el ala-pívot reserva Marcus Morris encestaron 14 tantos cada uno.

    Westbrook vivió su noche más completa y feliz en lo que va de temporada al ser el líder arrollador que guió a los Thunder a la victoria más importante tras vencer 108-91 a los Warriors.

    El base estrella de los Thunder logró un doble-doble de 34 puntos, su mejor anotación en lo que va del campeonato, agregó 10 rebotes y nueve asistencias, que le permitieron vengarse de su excompañero Durant, y además lo hizo con gran triunfo para su equipo ante los actuales campeones de la NBA.

    Fue la primera victoria de los Thunder (8-9) sobre los Warriors desde que Durant dejó al equipo de Oklahoma City para unirse al de Golden State después de la temporada 2015-16, como agente libre.

    Las nuevas adquisiciones de los Thunder, los aleros Carmelo Anthony, que aportó 22 puntos, y Paul George, que consiguió un doble-doble de 20 tantos y 11 rebotes también ayudaron a la victoria de los Thunder, penúltimos en la División Noroeste.

    Los Warriors (13-5), líderes de la División Pacífico, perdieron sólo por segunda vez en los últimos 10 partidos.

    El base Stephen Curry aportó 24 puntos y Durant, que fue abucheado durante todo el partido, agregó 21 tantos con cinco rebotes.

    El alero LeBron James aportó 33 puntos para los Cavaliers de Cleveland, que derrotaron 119-109 a los Nets de Brooklyn y alcanzaron la sexta victoria consecutiva, mejor racha ganadora actual en la Conferencia Este.

    Los Cavaliers mejoraron su marca a 11-7 en el campeonato y a 5-4 en partidos como equipo local en lo que va de la temporada.

    El ala-pívot Kevin Love y el escolta Dwyane Wade encestaron 18 cada uno para el equipo de Cleveland, segundo en la División Central, a sólo medio partido de los líderes Pistons de Detroit.

    El alero de origen dominicano Trevor Ariza anotó 25 puntos, su mejor marca de la temporada, y lideró el ataque balanceado y ganador de los Rockets de Houston que se impusieron por paliza de 125-95 a los Nuggets de Denver.

    La victoria fue la tercera consecutiva de los Rockets (14-4), que tienen la mejor marca de la Conferencia Oeste tras la derrota sufrida por los Warriors (13-5).

    Ariza anotó 7 de 10 triples, mientras que el base Chris Paul logró un doble-doble de 23 puntos y 12 asistencias que lo dejaron como líder en la dirección del juego.

    El escolta estrella James Harden también destacó en la ofensiva de los Rockets al conseguir 21 puntos, nueve asistencias, y ocho rebotes, mientras que el equipo de Houston concluyó el partido con un 55 por ciento de acierto en los tiros de campo y el 44 (18-41) de triples.

    Mientras que el alero P.J.Tucker, que salió de titular, logró siete puntos y fue el mejor en el juego interior al capturar 11 rebotes defensivos.

    El pívot camerunés Joel Embid logró doble-doble de 28 puntos y 12 rebotes en la victoria de los Sixers de Filadelfia por 101-81 sobre los Trail Blazers de Portland.

    El escolta-alero Tim Hardaway logró 38 puntos como líder del ataque de los Knicks de Nueva York que derrotaron 108-100 a los Raptors de Toronto en duelo de equipos de la División Atlántico.

    El ala-pívot Anthony Davis aportó un doble-doble de 29 puntos y 11 rebotes como líder de los Pelicans de Nueva Orleans, que derrotaron 107-90 a los Spurs de San Antonio.

    El escolta-alero Jimmy Butler logró 26 puntos y los Timberwolves de Minnesota vencieron 124-118 a los Magic de Orlando, que sumaron su sexta derrota seguida.

    Con su victoria, su sexta en los últimos 10 partidos, los Timberwolves (11-7) se afianzan en el liderato de la División Noroeste.

    El pívot Dwight Howard consiguió un doble-doble de 26 puntos y 13 rebotes y el reserva Frank Kaminsky encestó 2 de 2 tiros libres a falta de 38 segundos del tiempo de prórroga y selló el triunfo de los Hornets de Charlotte por 129-124 sobre los Wizards de Washington.

    En otros resultados de la jornada, Los Angeles Clippers vencieron a domicilio 103-116, Mavericks de Dallas hicieron lo propio ante los Grizzlies de Memphis (94-95) y Milwaukee en la prórroga (107-114) ante los Suns.

    Mientras que Utah derrotó de local 110-80 a Chicago y Sacramento 113-102 a Los Ángeles Lakers.

    Fuente: Abc.com

  • KNICKS 107 – CLIPPERS 85 – El Madison hunde un poco más a los Clippers: 9 derrotas seguidas

    Los Knicks se hacen fuertes en casa (8-3) y los Clippers tocan un nuevo suelo: han perdido 11 de sus últimos 12 partidos.


    Tres minutos y 13 segundos duró la alegría de Los Angeles Clippers en la noche del lunes. Cinco de cinco en los tiros y cuatro de cuatro desde la línea de tres puntos… ¿Habían conseguido cambiar el rumbo? Nada más lejos de la realidad. Los siguientes 45 minutos fueron una tortura para los angelinos, que no pudieron ni pelear hasta el final contra unos erráticos New York Knicks.

    El partido fue un desastre en líneas generales. 44 pérdidas de balón que convirtieron el duelo en un quién falla menos. Ambos equipos lanzaron mal (43% los locales y 37% los visitantes) y sus estrellas, peor. Kristaps Porzingis acabó con 25+7+2+2+2 pese a su 7/20 y Blake Griffin con 21+4+5+2 pese a su 6/18.

    La selección de tiro fue un problema real para los Knicks durante los 48 minutos (más en la primera parte), pero la verdad es que los Clippers no están como para ganarle a nadie… El lenguaje corporal, las horribles sensaciones que dejan sobre la madera y los terribles resultados han colocado a la franquicia en una posición que nadie se hubiera podido imaginar después de su 4-0 inicial.

    Clave fue McDermott, acertadísimo en el lanzamiento exterior (5/7 en los triples para 16 puntos), pero sobre todo Kanter (12+16, 3/4 en los tiros) y su dominio de los tableros. Los locales mandaron 51-36 en el rebote y el pívot turco capturó más que Blake Griffin y DeAndre Jordan juntos (13 entre los dos). Novena victoria para los Knicks y octava en un Madison Square Garden que coge aroma de fortín (8-3 en casa, 1-4 fuera).

    "El problema es que no podemos mantener nada", dijo tras el partido Doc Rivers. "Tenemos que conseguir mantener el nivel durante 48 minutos", añadió Griffin. "Ha sido descorazonador", cerró Austin Rivers, hablando sobre uno de los parciales. El drama toca un nuevo suelo: nueve derrotas consecutivas y 11 en los últimos 12 partidos.

    Willy Hernangómez jugó los últimos minutos y anotó el único tiro que intentó: un triple.

    Fuente: As.com

  • PELICANS 114 – THUNDER 107 – OKC no arranca: Davis (36+15) y sus Pelicans remontan 19 puntos

    Otro gran inicio de partido y otros 48 minutos que se hacen demasiado largos. DeMarcus Cousins fue expulsado por un codazo a Westbrook.

    Los Thunder recibirán el miércoles a los Golden State Warriors con un peligroso 7-9 en el casillero. Peligroso por las sensaciones y porque tras algo más de un mes de temporada regular siguen lejos de la regularidad requerida para convertirse en un equipo de la élite de la NBA. Y no ya de una noche a otra, sino durante los propios partidos: 48 minutos de estos Thunder son una auténtica montaña rusa.

    Ayer, ante unos Pelicans que saben un rato de montañas rusas, volvieron a empezar a su mejor nivel. Concentrados y acertados, se fueron hasta el +19 en los primeros minutos y llegaron con una cómoda ventaja al principio del primer cuarto. Pero una vez más cayeron en los valles de siempre. La concentración se desvanece y el acierto se evapora. Del 5-8 en los triples del primer cuarto (+62%) al 6-27 del resto del partido (22%).

    Perdieron el rebote (49-40, concentración), la línea de personal (25-20), el acierto (50%-41%) y, sobre todo, la pintura: un 58-36 devastador. Ni la expulsión de Cousins por un codazo a Westbrook jugó a su favor. Los Pelicans utilizaron la rabia para ganar el partido en la segunda mitad (+15) y, de paso, consiguieron dar un nuevo toque de atención a los de Oklahoma City.

    El mejor fue Anthony Davis, que pudo jugar pese a la conmoción sufrida en el último encuentro y acabó con 36 puntos (19 tiros, pero 18-22 en los libres), 15 rebotes, tres asistencias y dos tapones. Russell Westbrook consiguió un triple-doble (22+16+12) pero falló 13 de sus 19 intentos, Paul George anotó seis de los 11 triples de OKC (26+5+4+5) y Carmelo Anthony acabó con 19 puntos (falló 12 de 19 tiros), nueve rebotes y cuatro robos.

    Un detalle realmente significativo fue la batalla de las pérdidas. Los Pelicans perdieron cinco balones más que los Thunder (19-14) pero anotaron seis puntos más tras las pérdidas de su rival (22-16). Los de New Orleans vuelven a superar el 50% de victorias (9-8).

    Fuente: As.com

  • SIXERS 107 – JAZZ 86 – Embiid la lía y Simmons (27+10) logra su mejor marca en la NBA

    Los Philadelphia 76ers se impusieron a unos Utah Jazz que siguen sufriendo: han perdido ocho de sus últimos diez partidos. Ricky, 12 puntos.


    Quedaban poco más de cuatro minutos de partido cuando Joel Embiid taponó a Donovan Mitchell. Los Jazz estaban recortando distancias y se veían con opciones 13 abajo en el marcador. Entonces, el pívot de los Sixers se giró y le gritó algo al rookie mientras éste aún estaba en el suelo. Mitchell se levantó y se fue a por él, pero pequeño empujón no hubiera tirado al suelo ni a un junior… Embiid se lanzó al suelo y, allí sentado, pidió la técnica que los árbitros señalaron en contra del rookie. Lo había conseguido: se levantó con una sonrisa de oreja a oreja y alentó al público, que no tardó en saltar al grito de "MVP!" y para acabar con el famoso "Trust The Process".

    Embiid admitió tras el partido que se había tirado sin ningún reparo y los Sixers acabaron ganando el fácil y hundiendo un poco más a unos Jazz que ya han perdido ocho de sus últimos 10.

    Joel Embiid erases Donovan Mitchell, stares him down, performs flawless troll, gets Mitchell T’d up. pic.twitter.com/HdSsBoBXSv

    Ben Simmons fue el mejor de los locales, que vuelven a estar dos partidos por encima del 50% (9-7), y cerró la noche del lunes con 27 puntos que ya son su mejor marca en la NBA. El gran favorito a rookie del año añadió 10 rebotes y mató el partido con un 11/15 de todos los colores en la segunda mitad.

    Ricky Rubio anotó 12 puntos y perdió seis balones.

    Fuente: As.com

  • James protagoniza remontada de Cavaliers

    El alero LeBron James aportó doble-doble de 23 puntos y 12 asistencias que ayudó a los Cavaliers de Cleveland a vencer a domicilio 101-104 a los Knicks de Nueva York, en lo que fue su segunda victoria consecutiva.

     
    El escolta Kyley Korver también fue decisivo en la remontada al conseguir 21 puntos, incluidos 19 en el cuarto periodo cuando los Cavaliers hicieron la diferencia con sus triples.

    James, que había cuestionado el valor del base francés, el novato Frank Ntilikina, seleccionado por los Knicks en el pasado sorteo universitario, fue enfrentado por el jugador europeo, y también por su compañero el pívot suizo Enes Kanter, que recibió falta técnica al igual que la estrella de los Cavaliers.

    Los Knicks se quedaron por segunda vez en lo que va de temporada con la posibilidad de haber conseguido la victoria ante los Cavaliers, actuales campeones de la Conferencia Este. El pívot español Willy Hernangómez tampoco vio acción con los Knicks por decisión del entrenador Jeff Hornacek.

    Fuente: Abc.com