• N.B.A. – Golden State Warriors a la final de la NBA

    SAN ANTONIO. Los Golden State Warriors avanzaron este lunes a la gran final de la NBA tras eliminar a los San Antonio Spurs con victoria de 129-115 en la Conferencia Oeste.


    Los ’Guerreros’, campeones de la NBA 2015, están calificados para su tercera final consecutiva después de su triunfo contra los Spurs. Los Warriors, guiados por su astro armador Stephen Cuury, autor de 36 puntos, se llevaron la final de la Conferencia Oeste por barrida de 4-0 contra las ’Espuelas’, preservando así su dominio en los playoffs del 2017. Curry y Kevin Durant abrieron el camino a los Warriors para que sellaran la barrida y avanzar a su tercera final al hilo. Además de los 36 puntos de Curry, Durant logró 29 tantos. También fue la tercera serie consecutiva de barrida de la postemporada del 2017 y los Warriors ahora siguen invictos ahora con balance 12-0 en los playoffs. Durant, que atrajo la controversia después de su traslado de Oklahoma City Thunder el año pasado a los Warriors, estaba encantado de estar de vuelta en otra final de la NBA. El alero, de 28 años, que también capturó 12 rebotes y contribuyó con cuatro asistencias, admitió que él y Curry habían redescubierto su entendimiento tras la lesión en la mitad de la temporada que lo marginó por unos 20 partidos. “Nuestra química está mejorando y vamos a necesitar aún más para jugar en las finales”, dijo Durant después del partido. “Es genial ser uno de los dos últimos equipos de pie; veremos lo que sucede”, añadió. Curry entretanto admitió que estaba disfrutando de su asociación con Durant. “Hace el juego divertido”, dijo. “La manera en que jugamos el juego y movemos la pelota, verlo hacer lo que hace, es una manera divertida de jugar y queremos mantenerlo, me estoy divirtiendo, disfrutando de lo que hago”.

    En tanto, los seguidores de los Spurs, por su parte, ofrecieron lo que parecía una despedida a la leyenda argentina de 39 años, Manu Ginóbili, a quien le brindaron una ovación al salir de la cancha. “Es alguien con quien crecí viendo”, dijo Durant, quien agregó que “es un competidor increíble, no tengo nada más que amor y respeto por él” .

    Los Spurs, agotados, sin los lesionados Kawhi Leonard y el armador francés Tony Parker, estaban siempre persiguiendo el juego, pero la poderosa ofensiva de los Warriors dominó casi siempre. El triunfo de los guerreros los mantiene en curso para una tercera reunión consecutiva sin precedentes de las finales de NBA con los Cleveland Cavaliers de LeBron James, que llevan su serie final de la Conferencia Este contra Boston 2-1 a su favor. Los Warriors mantuvieron cómodamente a los Spurs a distancia, con su ofensiva multifacética demostrando ser demasiado para San Antonio.

    Fuente: Abc.com

  • N.B.A. – Celtics, sin Thomas, sorprenden a campeones

    HOUSTON. Los Cavaliers de Cleveland siguen en control de su suerte en las finales de la Conferencia Este, pero la derrota sorpresa (108-111) que sufrieron en el tercer partido ante los Celtics de Boston les costó perder el invicto en los playoffs.


    El escolta Avery Bradley anotó un triple a menos de una décima de segundo del final y los Celtics, que perdieron los dos primeros partidos de la serie disputados en su campo y al tercero llegaron sin el base Isaiah Thomas, su jugador franquicia, fueron mejores. Especialmente en la segunda parte, cuando los Celtics, que perdían por 21 puntos en el tercer periodo, hicieron su mejor juego al tener la inspiración del base Marcus Smart, factor sorpresa, al igual que la aportación del ala-pívot sueco Jonas Jerebko.

    Smart fue el líder encestador con 27 puntos, incluidos 7 triples de 10 intentos, además de repartir ocho asistencias, capturó cinco rebotes y recuperar dos balones, sin que la ausencia de Thomas se notase. Mientras que Bradley, al margen de la canasta decisiva, también aportó 20 tantos, y los hombres altos reservas, el pívot canadiense Kelly Olynyk logró 15 puntos y Jerebko tuvo su mejor labor en lo que va de playoffs al conseguir 10 tantos y cinco rebotes.

    “Estos jugadores, los que han salido del banquillo, han sido los que hicieron posible la victoria porque se cargaron al equipo sobre sus hombros en la segunda parte”, reconoció el entrenador de los Celtics, Brad Stevens. “Dieron una demostración de profesionalidad y de estar enfocados en el juego”.

    El pívot dominicano Al Horford cumplió con 16 puntos y seis asistencias, mientras que el alero Jae Crowder fue el mejor en el juego interior con doble-doble de 14 tantos, 11 rebotes, tres asistencias y tres recuperaciones de balón.

    Con la victoria, los Celtics se adjudicaron el tercer partido de la serie y rompieron la racha de los campeones de 13 triunfos consecutivos en la fase final y forzaron el volver a su campo del TD Garden de Boston para el quinto partido. El lanzamiento de Bradley desde el lado izquierdo rebotó en el aro en cuatro ocasiones hasta que entró en la canasta. La anotación coronó una furiosa recuperación de los Celtics, que creyeron en la posibilidad de ganar a los Cavaliers si los presionaban y así sucedió.

    Se consideraba que el equipo tenía pocas posibilidades después de perder por 44 puntos el segundo partido y quedarse sin Thomas para el resto de la fase final, debido a una lesión en la cadera derecha que arrastra desde el pasado marzo.

    “Todo mundo tenía que dar el máximo esta noche en especial con uno de nuestros hermanos fuera”, declaró Smart. “Nuestro amor y apoyo van con Isaiah. Deseamos que estuviera aquí pero entendemos. Nos mantuvimos luchando. Cada quien hizo su parte”, agregó.

    El base Kyrie Irving anotó 29 tantos con siete asistencias, mientras que el ala-pívot Kevin Love logró doble-doble de 28 tantos y 10 rebotes para los Cavaliers. Tamibén el pívot Tristan Thompson aportó doble-doble de 18 puntos y 13 rebotes, pero la gran estrella del equipo, el alero LeBron James no tuvo su mejor partido al anotar apenas 11 tantos, con seis perdidas de balón, y el equipo no pudo sobrevivir a la falta de su liderazgo y aportación.

    “Es el momento ideal para caer derrotados”, declaró James. “Ahora es cuando tenemos tiempo para corregir errores y recuperar el instinto de jugar siempre de urgencia como que no hay una siguiente oportunidad”.

    Los Cavaliers tienen marca de 10-1 en lo que va de los playoffs con su primera derrota desde el cuarto partido de las Finales de la NBA del año pasado que ganaron a los Warriors de Golden State. El cuarto partido de la serie se disputará el martes en la noche en Cleveland.

    A pesar de la baja inspiración de James, los Cavaliers tenían el control y estaban arriba 77-56 en el tercer periodo después de anotar 14 triples en la primera mitad. Pero Cleveland se confió, Boston se encendió y los Celtics, que llegaron el domingo en la mañana sin Thomas a la arena Quicken Loans para su práctica, parecían algo derrotados, pero nunca se rindieron.

    Los Celtics empataron 95-95 a los Cavaliers con un triple de Smart y después disputaron canasta por canasta a los Cavaliers en los minutos finales en uno de los encuentros más entretenidos de lo que de otra manera habría sido una eliminatoria muy aburrida. Lo mismo puede pasar con la de los Spurs ante los Warriors sin el equipo tejano no consigue la victoria en el cuarto partido, que será de vida o muerte después de estar abajo 0-3 en la serie al mejor de siete. Los Spurs, con las dudas del alero Kawhi Leonard, y el pívot David Lee, necesitan la victoria si quieren seguir en la competición y esa es la que buscarán.

    Fuente: Abc.com

  • NBA – De película: Los Cavs vuelven de las vacaciones

    Tras la espera de rival y luego de vacacionar durante más de una semana, el equipo de Cleveland guardó los lentes de sol, dejó a un lado la limonada y saltó de la hamaca para viajar a Boston y retomar el oficio ganador. ¿Serán capaces los Celtics de dar trabajo a los Cavaliers?

    En el TD Garden los Cavs prestaron servicio a domicilio e hicieron lo que más saben hacer: Doblegar al oponente. Una vez más, el patrón LeBron James retomó su trabajo y se vistió de jefe para dirigir la victoria de su equipo por 117 a 104.

    La serie final se abre y queda 1-0 a favor de Cleveland. Con esta contundente victoria, los Cavs recuperan el factor cancha y el segundo partido se jugará en la misma sede este viernes por la noche.

    VOLVER A LA RUTINA

    Los Cavaliers –amos y señores del Este desde el 2015– necesitaron solo de ocho partidos y una escoba para llegar cómodamente a las finales de la Conferencia Este, barriendo cualquier tipo de basketball practicado en Indiana y Toronto.

    Por su parte, los Celtics atravesaron un camino más complicado luego de pasar por Chicago y Washington, donde requirieron jugar trece duros partidos para llegar a las finales luego de 5 años de sequía.

    Tras un prolongado descanso los campeones vigentes volvieron a la rutina para medir a los Boston Celtics, en la temporada regular ambos equipos se habían enfrentado en cinco ocasiones, donde el registro indica un 4-1 que favorece a los caballeros de Cleveland, quienes en la noche de ayer dominaron el partido desde el salto inicial.

    Los Celtics salieron a la cancha imprecisos desde los primeros segundos, momento en que Isaiah Thomas con un mal pase perdió su primer balón de los cuatro que sumaría en toda la noche.

    Pasando los primeros 4 minutos de juego, Bradley convertiría un triple luego de recibir una asistencia de Thomas. Con el marcador 7 a 8 a favor de los Cavs parecía que el juego se desarrollaría de manera pareja, pero rápidamente de la combinación letal de Irving-LeBron saldría un run de 12-2 que dejaría el marcador con una diferencia de 13 puntos. Finalmente el primer cuarto terminaría 19 a 30 a favor de los visitantes.

    El rey Lebron hizo lo que quiso en el primer cuarto, para entonces ya llevaba 13 puntos en su cuenta personal. Durante el segundo cuarto sin LeBron en la pista, los Celtics no supieron aprovechar el descanso de quien sería su verdugo esa noche. Kevin Love machacaba desde el perímetro mientras que Irving se ensamblaba con Tristan Thompson y rompía todo tipo de defensa con sus asistencias.

    Para la mitad del segundo parcial LeBron seguía imparable, lanzando a un 87.5% (7 de 8 en tiros de campo) mientras que un tímido Isaiah Thomas no encontraba su punto, lanzando a un deplorable 16.7% en tiros de campo (1 de 6), sin poder lograr un triple (0 de 2).

    El equipo de Cleveland no lograba en toda la noche un solo triple cuando el marcador iba 36 a 25 a su favor, pese a ello –sin contar aciertos en el perímetro– los Cavaliers lograrían una racha de 12-0 que abría una diferencia de más de 20 puntos. Ambos equipos fueron al vestuario con el marcador 39 a 61 a favor de los Cavs.

    TRABAJO EN EQUIPO

    La segunda mitad fue un recuento de la primera, para entonces LeBron James ya llegaría a los 23 puntos, 5 rebotes y 4 asistencias. A pesar del esfuerzo de Smart y Brown los campeones defensores no dejaron levantar cabeza a los arrodillados Celtics que intentaron ponerse de pie a finales del tercer cuarto.

    Kevin Love y LeBron James fusionados sumarían unos implacables 70 puntos, de los cuales 38 pertenecerían al monarca del este, quien además de dominar la noche en puntuación también distribuyó 7 asistencias y descolgó 9 rebotes. Kevin Love lograría la puntuación más alta en playoffs de toda su carrera con 32 puntos, incluyendo 6 triples y 12 rebotes.

    Tristan Thompson se aprovechó de la debilidad del juego interior del equipo celta y también logró la puntuación más alta en playoffs de toda su carrera con 20 puntos, además de rebotear en 9 ocasiones y robar 2 balones.

    Con Love y Thompson encendidos Kyrie Irving no necesitó apretar el acelerador ofensivo y se limitó a crear jugadas asistiendo en 6 oportunidades.

    James en la noche de ayer sumó su séptimo partido consecutivo con 30 puntos o más, la segunda racha más larga de la historia después Michael Jordan, quien lleva la marca desde 1983-1984 con ocho juegos seguidos.

    EL REY DEL ESTE: AMO SEÑOR DE TODO BOSTON

    Los Boston Celtics tienen un amo y señor, y no precisamente es el salón de la fama Larry Bird, El señor de los anillos Bill Rusell o el Big 3 de Allen-Garnett-Pierce. El dueño de todos los Celtics es el señor LeBron Raymone James, quien tiene promedios de por vida contra la franquicia de Boston: ¡29.6 puntos por juego, 6.9 rebotes por juego, 6.7 asistencias por juego, 50 tapones propinados, 50% de eficiencia en tiros de campo y 83 robos de balones!

    Con estos números globales desde el 2003 hasta la fecha, de la manera en que jugó ayer y está jugando en estos Playoffs, no es delirante pensar que en estas finales veremos una nueva serie de "La masacre en Boston" protagonizada por la estrella LeBron James y dirigida por Kyrie Irving, con la participación especial de Kevin Love, Tristan Thompson y JR Smith.

    Fuente: Ultima Hora.com

  • NBA – Kelly Olynyk y una noche antológica ponen a los Celtics en finales del Este

    Con las semifinales de los Celtics y Wizards emparejadas 3 a 3, el TD Garden de Boston se teñía de verde como vistiéndose de gala para el juego final y noche cumbre de una serie dura y fogueada. El escenario estaba listo para un gran show de basketball, y en una noche de mucha igualdad y frenesí anotador ninguno de los equipos defraudó.

    Del espectáculo se adueñó el canadiense Kelly Olynyk, quien haciendo el mejor partido de su carrera fue el punto de quiebre de tan disputada eliminatoria, donde finalmente los Celtics hicieron pesar su jerarquía y localía al dejar las cosas 115 a 107. ¡Los Celtics a las Finales del Este luego de 5 años!

    Tras la eliminación en una serie llena de roces, confrontaciones, enemistades y gran rivalidad, el equipo de Washington reconoció su derrota de manera digna y con caballerosidad sus jugadores se acercaron a los vencedores para felicitar y terminar la serie con abrazos. Ahora los Wizards vuelven a casa y en la capital estadounidense serán recibidos con el orgullo de su gente luego de tan tremenda temporada, donde cayeron con la frente en alta.

    AL TODO O NADA

    Luego de estar tan cerca de liquidar la serie los Celtics debían superar varios fantasmas para alcanzar el éxito. La frustración de haber tenido en las manos el triunfo y dejarlo escapar entre los dedos en los últimos segundos del Game 6 hacían que el equipo de Boston necesitara cargar un poco de agua en el desierto, sobre todo considerando que desde el 2012 no disputan una final de Conferencia.

    Por su parte, el equipo visitante llegaba a Boston a jugarse la vida y dar el golpe final a una serie que generó una rivalidad tan fuerte que pronto se convertirá en un clásico.

    El partido comenzó con impresiones en ambos sectores de la cancha, pero fueron los Celtics quienes distribuían mejor el balón en los primeros minutos, rápidamente el equipo de Boston obtuvo la primera ventaja al sacar un breve parcial de 10-2, que fue cortado por un tiempo muerto de urgencia pedido por Scott Brooks. Los Wizards se lavaron la cara y volvieron a entrar a la pista afinando su precisión, compensaron y se pusieron arriba en el marcador con una racha de 0-10. Subía la intensidad del juego y el TD Garden hacía presión en cada jugada. El primer cuarto terminaría 23 a 27 a favor de los Celtics.

    Ambos equipos mantenían la igualdad, el duelo de bases estrellas también seguía parejo; John Wall llevaba 5 puntos y 2 asistencias mientras que Isaiah Thomas llevaba 5 puntos y 3 asistencias. Boston hacía mover su banquillo y Kelly Olynyk ya demostraba síntomas de una gran noche al sumar 12 puntos en la primera mitad. En el segundo cuarto Thomas además de puntos añadía su gran capacidad creadora de juego y los Celtics aprovecharían cada distribución de balón.

    El equipo local mantendría una diferencia de 6 puntos pero el despertar ofensivo del visitante hacía que la primera mitad terminara con una diferencia a favor de los Wizards, 55 a 53, nada estaba definido.

    TODO PARA LA SEGUNDA MITAD

    La segunda mitad comenzaba con buenos e inspirados minutos de Bradley Beal para adelantar a los Wizards, quien en compañía de Porter dominaban el encuentro, pero pronto vendría la reacción de Marcus Smart con un triple y un alley-op para Jaylen Brown. Hasta la mitad del tercer cuarto ninguno de los equipos fue capaz de sacar una ventaja considerable.

    Los Celtics supieron manejar y contener a los Wizards sin dejarlos escapar, manteniendo un margen de 5 a 6 puntos. Pronto el pequeño Thomas y el gran Horford se combinarían con 20 puntos y 4 asistencias para cerrar el cuarto y poner adelante a los Celtics por 85 a 79.

    OLYNYK: EL HÉROE FUERA DEL GUIÓN

    El banco de los Washington Wizards no estuvo a la altura del encuentro y tan solo sumaron 5 puntos de Bogdanovic en comparación a la banca de los Boston Celtics que combinaron 49 puntos. Una vez que los titulares de Wizards pisaron nuevamente la cancha reaccionarían con un parcial de 0-7, insuficiente para detener la avalancha verde. John Wall perdería su magia en los últimos 19 minutos del encuentro, con 11 intentos y 0 aciertos.

    Los Celtics de juego rápido y apabullante en la transición, sobre todo en el contrataque, hicieron una racha de 18-2 para desequilibrar el duelo a su favor en el último cuarto. Los Wizards no aprovecharían la debilidad del oponente en el juego interior y el rebote.

    Olynyk desde la banca además de sus 5 rebotes, 4 asistencias y un juego defensivo extraordinario anotaría 14 de sus 26 tantos en el último parcial para convertirse en el factor diferencial y dar el tiro de gracia a los Wizards, quienes morían en manos del jugador menos pensado, el héroe que no estaba escrito en los guiones.

    Final de la serie más atractiva, igualada y emocionante, los Celtics a una nueva final luego de 5 años. Ahora van por los Cleveland Cavaliers de LeBron James.

    Fuente: Ultima Hora.com

  • Básquetbol – Fichaje estrella: Gaby Ocete jugará en Olimpia

    El club Olimpia anunció el fichaje estrella de Gaby Ocete para el presente torneo Apetura de básquet femenino.

    Considerada una de las mejores bases de la liga femenina española, Gabriela Ocete, de 29 años, llega procedente del Mann Filter, en condición de préstamo, a la escuadra de Olimpia Kings que tras la incorporación de Paola Ferrari busca decididamente el título del Metropolitano. 

    Ocete juega al baloncesto desde los 8 años y tras una carrera brillante, logrando el galardón individual de MVP Ecuatoriana en 2012, el campeonato español 14/15 y el local con Sol de América en 2015, vuelve a Paraguay con la idea clara de sumar otra estrella a su palmarés.

    La jugadora nacida en Mallorca nuevamente coincidirá con Ferrari, su dupla ideal, como ya lo hizo en Sol, en el cuadro de Zaragoza y en el IDK Gipuzkoa de San Sebastián.

    "Tenemos muy buena conexión las dos y eso es importante, que la base y la anotadora se entiendan. Es muy amiga mía y se nota, intentaremos dar espectáculo como hicimos en Zaragoza", había dicho al respecto en una de sus últimas entrevistas concedidas en Europa.

    Fuente: Ultima Hora.com